Cómo realizar un mantenimiento preventivo, en casa, a tu patineta eléctrica

Al igual que todos los vehículos, las patinetas eléctricas tienden a desgastarse con el pasar del tiempo y, sin duda alguna, con los usos. También sabemos que un vehículo desgastado y que no esté en estado óptimo, es una forma de estar cada vez más cerca de sufrir un accidente, o gastar mucho dinero buscando repuestos y una mano de obra que repare lo que no supimos prever.

De modo que es muy importante tener conocimiento sobre nuestra patineta eléctrica, tanto de sus componentes, como del cuidado que debemos tener con ellos a medida que la usamos más y más. Es allí donde comenzamos a hablar de un mantenimiento preventivo y no de uno correctivo.

La otra ventaja de los mantenimientos preventivos es que, a menudo, podemos ser nosotros mismos quienes lo hagamos sin necesidad de tener un mecánico calificado a la mano. Con los siguientes tips estarás capacitado para cerciorarte del estado de tu patineta eléctrica, si puedes salir tranquilamente a rodar, o si es hora de llevarla al taller:

Ruedas

Duración del neumático: Lo primero a tener en cuenta sobre las ruedas es saber que, a diferencia de un automóvil, el kilometraje recomendado para realizar el cambio de estas es de al rededor de los 1.600km

 

Presión: Sobre la presión de aire que debemos inyectarle a las ruedas de nuestra patineta eléctrica, es de vital importancia prestar atención y seguir las recomendaciones del fabricante, todos los modelos no son iguales.

Con una presión de aire adecuada en nuestras ruedas, estaremos garantizado viajes mucho más seguros y una reducción significante del desgaste de estas.

Batería

Las baterías son uno de los puntos vitales de las patinetas eléctricas, estas manejan voltajes entre 36V y 60V con capacidades de 10Ah a 30Ah. Además, como todas las baterías, cuentan con una cantidad de ciclos que se traducen en la vida útil que nos pueden ofrecer.

Para garantizar la mayor optimización posible de la vida útil de nuestras baterías es esencial seguir las siguientes recomendaciones:

    • Manténgalas por encima de la temperatura mínima
    • Cárguelas siempre con el cargador original
    • Una vez cargada al 100%, desenchúfela
    • No cargue la batería inmediatamente luego de un viaje, permita que esta se enfríe primero
    • No permitas que la batería se agote por completo, si esto sucede, enchúfela lo antes posible (después de enfriarse)
    • Si no va a usar la patineta eléctrica por un tiempo prolongado, procure mantener su nivel de carga al rededor de un 40%.

Frenos

En cuanto a los frenos, existen diferentes tipos de estos para las patinetas eléctricas, lo primero es reconocer con cuáles cuenta la tuya. Principalmente, diferenciar si son de disco o de tambor.

Para verificar el estado de los frenos, haz pruebas y reconoce su tensión, también asegurándote de que las ruedas giren sin problemas. Teniendo esto en cuenta, sabrás si es necesario ajustarlos o desajustarlos un poco.

 

Empuñaduras

Si bien es un accesorio que muchos pasan por alto, prestar atención al estado de nuestras empuñaduras es más importante de lo que parece.

Si estas llegan a desgastarse excesivamente, el control sobre tu patineta eléctrica, tu comodidad y tu seguridad se verán afectados; en estos casos es simple: hora de reemplazarlas por unas nuevas.

Controlador de velocidad

El controlador de velocidad es donde se conecta todo el sistema de funcionamiento de la patineta eléctrica: acelerador, frenos, motor, cargador de batería, luces, interruptor de encendido.

Estos se encuentran en diferentes niveles de voltajes y debes conocer el tuyo, ya que este incluso protege la vida útil de la batería.

Tornillos

Siempre será importante mantener todos nuestros componentes asegurados y fijos unos a otros; precisamente es allí donde los tornillos juegan su papel principal, y por esto es recomendable darles una revisión y apretar nuevamente todos aquellos que se hayan desajustado; esto en un período de una vez cada dos semanas según la recomendación

Así que, siendo tan sencillo cerciorarse del estado de los diferentes componentes de tu patineta eléctrica, las excusas siempre van a sobrar teniendo en cuenta que allí está implicada parte de tu dinero, pero aun más importante, tu seguridad.

Mas allá del fabricante y las garantías que nos ofrezca nuestro vehículo, el principal responsable de su estado somos nosotros mismos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola, ¿Cómo podemos ayudarte?